Tarta de cumpleaños brasileña

Hola,

Hoy no tenía pensado escribir un blog pero es que os quiero enseñar la tarta que hice anoche.

Antes que nada deciros que he hecho “oficial” el blog este fin de semana porque estaba rellenándolo un poco con contenido antes de darlo a conocer.

Bueno, pues al circularlo entre mis amigos, uno de ellos, Carmencita ,ayer por la mañana,  al ver la tarta de cobertura de azúcar de mi primer post, me pidió si podía hacerle una a uno de sus enanos por su cumple, que es hoy.

Como a mí eso de complicarme la vida me encanta le dije que claro que sí. Así que apenas salí de la ofi me pasé a comprar pasta de azúcar. Los únicos colores que tenían eran el verde y amarillo así que sólo espero que el cumpleañero sea un fan de la selección de fútbol de Brasil.

Así que hice un bizcocho de los de la medida del yogur (que junto con el del bizcocho de plátano es de los bizcochos más fáciles del mundo) y dividí la masa en 2 moldes (de 20 cm de diamétro cada uno).  Y empecé el montaje de la super tarta de cumpleaños:

Las fotos no son muy chulas que digamos porque ya no había luz natural pero lo importante es que se ve todo todo.

Lo primero, “pegué” los bizcochos con nocilla:

Una vez pegados, los cubrí con icing…he de confesar que hice trampas y lo compré hecho pero es que no tenía ni tiempo ni ganas ni energía para ponerme a batir mantequillas varias…el icing se pone para que la pasta de azúcar se pegue al bizcocho:

Y ahora la pasta de azúcar:

Y este es el resultado final (esta foto la he hecho hoy con luz natural así se vé mejor!):

Feliz Cumple!!! Brasiiiiiiiiiiiiiilllllllllllllllllllllllllllllll nara nara nara naraaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa lalalalalalalaaaaaaaaaaaaa

Saludos,

Grumpster

p.d: llevo apenas día y medio de detox y tengo un hambreeeeeeeeeeeeeeeeee que hasta me comería con gusto el puré de verduras de mis hijas…claro que la verdad sea dicha está buenísimo………….sólo 3 semanas, 3 semanas…

Se acabó el pastel (al menos para mí!!)

Hola de nuevo,

En mi post del pasado 8 de enero, hablaba de mis propósitos para el 2012. Pues bien, uno de ellos, el número 8 para ser más precisos, era la de hacer al menos un detox al año…

Pues el temido momento ha llegado: mañana lunes empiezo 3 semanas de detox. Algunos os preguntaréis en qué consiste..pues básicamente es hacer una dieta- limpieza comiendo muy pero que muy sano y hacer ejercicio…….vamos, que me voya morir de hambre.

En general, ejercicio ya hago, comer sano también aunque el mes de diciembre y lo que llevamos de enero lo de comer sano pues como que no se me ha dado muy bien….así que he decidio que lo de “el próximos lunes empiezo a comer mejor” se ha acabado…¿y qué he hecho? pues comprarme el kit de Clean Program:

He de decir que es bastante caro, y eso de estar 3 semanas con 2 batidos diarios, suplementos y una comida diaria como que no suena de lo más saludable.

En mi defensa diré que es la segunda vez que lo hago y que funciona, por lo menos para mí. Lo hice al año pasado con el objetivo de empezar a perder los 11 kilos de grasa vintage que fui acumulando a lo largo de los últimos 10 años.

Mi queridísma y guapísima amiga Blanca se casaba así que me puse como meta en enero del año pasado perder la manteca que me sobraba. Su boda fue en julio así que fui bastante razonable y la idea era perder los kilos comiendo sano y haciendo ejercicio por lo que el 10 de enero del 2011 empecé a ir al gimnasio y a comer mejor: comenzaba oficialmente la Operación Manteca.

Aún así, necesitaba algo que me sirviera como detonante para comenzar y motivarme lo suficiente para continuar con éxito. Y es así como dí con el Clean Program. Estaba (y sigo) suscrita al blog GOOP de Gwyneth Paltrow y una de las newsletters era sobre este tema.

Ahora muchos de vosotros diréis que maaaaaaadre míaaaaaaaaaaaaa si que es pava Grumpster…y sí he de admitir que para algunas (bastantes) cosas lo soy y piqué con su newsletter y compré el kit. Y para mi sorpresa funcionó.

Poco a poco empecé a deshincharme, descongestionarme y se me fueron los dolores de cabeza que surgieron a raíz de cambiarnos a una oficina en uno de estos edificios inteligentes en los que no se pueden abrir las ventanas y prácticamente respiras aire reciclado (por decirlo de una manera educada).

Empecé a encontrarme mucho mejor y de paso empecé a perder peso pero el objetivo principal del detox no era ese pero sí una consecuencia colateral muy bienvenida.

He de decir también que los efectos que describen en la página de Clean Program son un poco exageradas/americanadas: ” tu cuerpo va vibrar de la energía que tienes, tus ojos estarán super blancos y sentirás que quieres cambiar el mundo” yehaaaaaaaaaaaaaaaa..pues la verdad es que no. Sí vale, te sientes mejor pero sin pasarse porque pasas un hambre que no veas, sobre todo la primera semana y sueñas con todas las cosas que no puedes comer y el batidito no es que sepa a gloria precisamente…..A mí me ayudó a centrarme (focus, focus focus!! yehaaaaaaaaaa).

Así que por esa razón he decidido hacerlo de nuevo.

Y porque al igual que el año pasado, mi amiga Blanca me lo ha traido de EE.UU ahorrándome así los gastos de envío que son una auténtica ordinariez.

Otro día os explico con más detalle en qué consiste porque se puede hacer perfectamente sin los batidos. Os mantengo informada.

Desearme suerte!! Bueno a mí no sino a la familila grumpster que va sufrir las consecuencias de tener a una madre canina!!

Grumpster

p.d: por cierto, si alguno se lanza a hacerlo que ni se le ocurra escoger el sabor vainilla que es como beber agua con arena del parque de los niños…imbebible.

Segunda receta: bizcocho de plátano

Hola,

Siento no haber escrito antes pero he tenido una semana de lo más ocupada.

Bueno, hoy os voy  dar una receta super fácil para hacer un bizcocho usando plátanos medio pochos o no tan apetecibles. Es el típico bizcocho que se hace en 2 segundos..como el de yogur.

Los ingredientes son:

  • 1 taza y 1/2 de harina
  • 1 taza de azúcar
  • 1/2 taza de mantequilla derretida
  • 1 cucharadita de levadura royal
  • 1 huevo
  • 1 poquito de canela (al gusto si es que os gusta)
  • 1 poquito de esencia de vainilla
  • 3 plátanos hechos puré

Antes que nada poner el horno a 170ºC-180ºC dependiendo de cúanto caliente vuestro horno.

Y luego es tan sencillo como mezclar todos los ingredientes sin que queden grumos, verter en un molde enmantequillado y al horno:

Ahora, la cuestión es durante cuánto tiempo. En el molde que yo utilizo se hace relativamente rápido, en unos 30 minutos pero puede que tarde más en hacerse si usáis un molde rectangular o redondo…yo diría que unos 45 minutos…echarle un vistazo e intentar abrir la puerta del horno lo menos posible si no tendréis un bizcocho crudo, hundido o ambas cosas a la vez.

Con un poco de suerte el resultado final será este:

A las enanas les encanta y a mr grumpster también…es muy básico pero está muy bueno. Y si te lo tomas con una taza de chai pues mejor todavía.

Espero que os guste.

Laters,

Grumpster